Desarrollo y crecimiento infantil

Cómo escoger a la persona que acompañe a tu bebé: TIPS

¡Hola a todos! Hoy quería hablar sobre un tema, el cual me hubiera gustado leer cuando empecé a acompañar bebés. Además, es una información que me gustaría leer como futura madre. Hablamos de ese momento que, como familia, buscamos una/un profesional de la infancia para acompañar a nuestro bebé ¿Cómo escoges a la persona que va a estar tantas horas con tu bebé?

Escribimos y leemos mucho sobre el acompañamiento que ofrecemos a los bebés, niños y niñas, aunque pasa por desapercibido, muchas veces, qué esperamos de los y las profesionales que acompañan la pequeña infancia y cómo debe ser esa relación familia-profesional.

En este artículo, hay una mirada desde la perspectiva de la familia, aunque también como profesional.

El primer encuentro entre familia-profesional

Como en todos los inicios, siempre tiene que haber una primera toma de contacto. No me gusta llamarlo entrevista, sino encuentro o quedada… Va a ser ese primer día que la familia y profesional que va a acompañar se conozcan y, ambas partes, se lleven una primera impresión.

No os engañaré si os digo que me pone de los nervios este momento, aunque cada vez creo que menos, ya que tengo confianza en mi misma como profeisonal… Supongo que el día que deje de tener el gusanito querrá decir que he perdido la pasión por este trabajo.

¿Dónde hacer el encuentro?

Desde mi punto de vista, sería genial que el encuentro fuera o en la casa/espacio donde se va a realizar el acompañamiento (si es una casa de una madre de día o una casa crianza) o en casa de la familia. No es lo mismo poder observar al bebé y familia en su espacio que, por ejemplo, en una cafetería.

Además, la tranquilidad que habrá en una casa no la habrá en un parque, bar o espacio público. Recomiendo que busquéis un primer encuentro tranquilo y sin prisas de tiempo.

¿Qué se debería preguntar y explicar? La familia a la/el profesional

Aunque puede parecer un poco obvio, a veces las familias no saben qué tienen que preguntarle a la persona que va a acompañar al bebé, sobre todo si son primerizos. A veces, los nervios pueden jugar malas pasadas y se pueden olvidar puntos importantes. Hacerse una lista lo veo un imprescindible. Te dejo algunos consejos sobre los puntos que puedes preguntarle a la/el profesional:

  • Formación: como formación, desde mi punto de vista, no solo debemos centrarnos en carreras, grandes títulos o grados universitarios, sino en especializaciones en infancia tipo crianza respetuosa, educación viva, educación emocional, movimiento libre, pedagogías del cuidado, baby led weaning (alimentación complementaria), primeros auxilios, porteo ergonónomico, formación sobre juego libre, límites, comunicación no verbal, y un largo etc.
  • Experiencia: aunque la experiencia no tiene que determinar lo buen o mal profesional que va a ser una persona, nunca está de más preguntarle qué relación tiene con la infancia, los acompañamientos que ha realizado, de qué ha trabajado, etc.
  • Forma de acompañar: creo que este es el punto en el que más preguntas deberíamos hacerle. Es interesante saber qué forma de acompañar tiene como profesional: en qué pedagogía/s se centra, si acompaña desde el movimiento libre, si estimula, si acompaña, si hace muchas actividades dirigidas, si es cariñosa/o, si es demasiado exigente y autoritaria/o, si pone los límites suficientes, qué entiende sobre «malcriar», cómo acompaña el llanto, la frustración y el enfado, etc.
  • Cómo va a ser el acompañamiento: supongamos que es un acompañamiento de un bebé desde los 4 meses hasta los 3 años. Es interesante que no se trate solo de «guardar y cuidar», si no es lo que se busca, sino que la/el profesional tenga unas inquietudes y una intervención (medio) planificada. Digamos que le transmitiremos que no buscamos alguien que solo «guarde al niño» esas horas, sino que acompañe el desarrollo del bebé para que se enriquezca de él.

¿Qué se debería preguntar y explicar? La/el profesional a la familia

En mi caso, en el primer encuentro con la familia no hablamos tan densamente de lo que esperaba cada parte de este acompañamiento, sino que nos íbamos solo a conocer (para ver si encajábamos). Realizamos otros dos encuentros más.

Si en la primera toma de contacto ya «vamos al grano» y la familia hace muchas preguntas, mi consejo es que realices una pequeña presentación (tipo power point o Canva). Como os decía antes, en el segundo o tercer encuentro, llevé una presentación con algunos puntos que quería explicarles. Obviamente, no es obligatorio pero nos ayudará a desenvolvernos con más seguridad, va a ser más visual para ellos y no vas a olvidarte nada.

En esta presentación habían los siguientes puntos:

  • Cómo es mi forma de acompañar (pedagogía).
  • Qué fruto dará, al bebé, mi acompañamiento respetuoso.
  • Los objetivos globales que me planteo a corto y largo plazo.
  • Cómo van a estar enfocadas las propuestas (libres y de experimentación).
  • Qué materiales o recursos utilizo normalmente (material desestructurado, por ejemplo).
  • Cómo será el día a día con el bebé (rutinas, paseos, etc).
  • Apartado de preguntas.

(Hago un inciso: también os digo que yo no soy de llevar, en el primer día de acompañamiento, mil recursos y tener claras qué propuestas voy a realizar, ¡ya que no conocemos a esos bebés! Eso no sería respetuoso ni adaptado a ellos. Les expliqué que realizaba las propuestas a medida que conocía e iba viendo las necesidades e intereses que tenía el bebé).

Como debería ser la relación familia – profesional

Para que la/el profesional y la familia puedan tener una buena relación, hay algunos puntos que es interesante que las dos partes tengan en cuenta:

Comunicación bidireccional, clara y precisa

Si han quedado preguntas por hacer, dudas, reflexiones o puntos en desacuerdo es importante hablarlo en el momento, ya sea en el primer encuentro o durante el acompañamiento.

Debemos tener, siempre, una comunicación fluida bidireccional, poder expresar lo que nos parece bien, aunque también algún desacuerdo: «a nosotros nos gustaría más X», «Teníamos pensado que preferiríamos X», «Como profesional y mi forma de acompañar creo que X», «He pensado que podríamos hacer esto de X manera», etc. Los desacuerdos y dudas expresados de una forma asertiva debemos poder expresarlos sin que se convierta en un conflicto.

Realización de un seguimiento de forma continuada

En nuestro caso, no hacemos entrevistas, ya que, cada día, durante 15-30′, nos sentamos y compartimos ese momento todos juntos, dependiendo de lo que tengamos que hablar. Conversamos sobre cómo ha ido el día en general, qué hemos hecho, compartimos nuevos movimientos o procesos que realiza el bebé (o que ha realizado durante el fin de semana), charlamos de temas sobre maternidad o crianza, etc. Creo que es interesante crear un vínculo con la familia y no solo con el bebé. Que no llegue la hora y nos vayamos/se vayan sin conversar (mi punto de vista).

Implicación de la familia en el día a día del acompañamiento

Me gusta mucho que, además de hablar del día a día, se implique a la familia en ciertos momentos de nuestro día a día, directa o indirectamente. Por ejemplo, implicarles en la búsqueda y captura de algún material desestructurado, implicar a lo/as abuelo/as, tío/as para que aporten algún objeto que hayan encontrado o creado (panel multisensorial, cajas forradas, etc), fotos suyas para hacer alguna propuesta…. Creo que estos pequeños objetos de dan mucho sentido al acompañamiento y tienen mucho valor.

Relación basada en la confianza y la horizontalidad

Aunque debemos tener claro que la familia decide sobre su hijo, es sano que no se convierta en un «yo mando y tú haces», por su parte. Creo que si las dos partes se han puesto de acuerdo para ir juntas en este acompañamiento es porque coinciden y confían en la forma de acompañar de la/el profesional. Me explico: hacer propuestas de juego nuevas, proponer un cambio en la forma de cambiar el pañal, probar de dormirle de otra forma porque le va mejor, permitirle autonomía en momentos concretos, etc.

Desde mi punto de vista, el día a día tiene que fluir. Claro que pueden haber puntos que se tengan que ajustar, aunque si se tiene que estar constantemente corrigiendo o diciendo «esto no me parece bien», «uy, eso no, eh», «no me gusta que hagas eso», puede que las dos partes no se asemejen tanto como se creía.

Hablando un poco de la experiencia actual, para que se me entienda mejor, la familia de G confía mucho en mi y en los conocimientos que tengo como profesional. Entonces, puedo hacer ciertas intervenciones o poner en práctica (y explicarles) aspectos que ellos a lo mejor no saben. También tengo que decir que, si se trata de alguna intervención de la que tengo dudas de si les parecerá bien, les digo «¿qué os parece si hacemos X en vez de X»? Tengo mucha suerte, ya que siempre les parece bien lo que propongo :).

Por eso es MUY importante que se hable, detalladamente, de todo y saber los intereses, concretos, de cada parte.

Soy Júlia Ortiz Palet, tengo 25 años y soy educadora infantil por vocación. Me considero una apasionada del mundo del 0-3. Actualmente, soy madre de día de profesión y madre de Guillem. Además, hace 8 años que imparto talleres de sensibilización musical infantil(3-6 años). Tengo 10 años de experiencia acompañando a bebés y a sus familias, con mi respectivo cambio, crecimiento y continua formación. Confío en el poder de cambiar la mirada respecto a la infancia, viéndola potencialmente activa en el mundo. Además, defiendo la crianza respetuosa con apego como forma de acompañar y el juego como una necesidad básica de la infancia. Estoy formada, con Romina de Teta-a-Porter en pedagogía Pikler, movimiento y juego libre. También en crianza respetuosa, educación viva y porteo ergonómico. Deseo que te guste lo que comparto en Bebés y Crianza. Mi correo de contacto es juliaortiz1996@gmail.com.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies